NOTICIAS ENFERMERÍA

Habitualmente acudís a la consulta preocupados porque creéis que le han salido verrugas. Pero lo cierto es que los moluscos no son verrugas, aunque lo parecen, son unas lesiones benignas, localizadas en la piel con aspecto de grano redondeado del mismo color que la piel y que si os fijáis bien, tienen un puntito central como si fuese un ombligo.

 

La infección está producida por un virus (poxvirus) y es propia de la infancia, aunque de vez en cuando también se puede ver en adultos.

 

¿Cómo se transmite?

 

Se transmite por contacto directo de las lesiones y en alguna ocasión por compartir toallas aunque el contagio entre distintos miembros de la familia no es habitual.

¿Se pueden prevenir de alguna manera?                                                 

 

En los niños atópicos es vital una buena hidratación para conseguir reestablecer la barrera cutánea y así impedir que el virus penetre. Por eso es tan frecuente encontrar los molluscum sobre lesiones de eccema. Si la piel está dañada, fisurada y seca, el molluscum va a seguir apareciendo. Así que, antes de nada: hidratar, hidratar, hidratar.

 

¿Cuál es su tratamiento?

 

Por raro que os parezca los moluscos se curan solos.

Estas lesiones son temporales. A veces tardan semanas, otros años, pero llegará el día en el que desaparezcan. A los niños no les suele molestar por lo que, si está en una zona que no es problemática, que no le roza, si es una o dos lesiones que no van a más, no haría falta tratar.

Si por los motivos que sean, se decide tratamiento, contamos con distintas posibilidades que vuestro pediatra y dermatólogo os contarán.

1.Hidróxido de potasio (conocidos como Molutrex o Molusk): es un tratamiento tópico que se pone en casa. Yo recomiendo poner un poco de vaselina alrededor de la lesión por si gotea algo del producto que no le lesione la piel sana. Después de esto, aplicaremos con el pincel el producto. Lo haremos todos los días hasta que el mosluco se ponga rojo. En ese

momento dejaremos de aplicarlo, se hará una costra y se caerá.

 

2. Curetaje o pinzas: habitualmente, los dermatólogos bien con un utensilio parecido a una cucharita diminuta cortante o bien con unas pinzas, retiran el molusco. Es una técnica que molesta un poco por lo que recomendamos poner una crema anestésica una o dos horas antes para aliviar el dolor. Al quitarlo, sangran y esto a veces impresiona a niños y a padres.

 

3.Crioterapia con nitrógeno líquido: el dermatólogo aplicará el nitrógeno líquido y este congelará la lesión y el virus morirá. Tras varios días el molusco se desprenderá. Es una técnica dolorosa por lo que también se recomienda la crema anestésica previa.

 

El problema fundamental de las tres técnicas es que pueden quedar pequeñas lesiones en la piel que a veces desaparecen y otras no y que aun quitándolos no se puede garantizar al cien por cien que no vuelvan a salir.

Por lo que tanto, tanto si el profesional decide tratar como si se decide no tratar, ambas opciones serían correctas.

Como siempre en estos casos, hay que individualizar cada caso, valorar al niño, hablarlo con su familia, valorar la o las lesiones, la localización y tomar una decisión.

  

 

 PEDICULOSIS

 

No es un signo de mala higiene, ni que los niños sean sucios o poco cuidadosos, ya que una higiene meticulosa no previene la propagación.

Uno de los primeros síntomas y el más frecuente es el prurito o picor del cuero cabelludo aunque muchos niños están asintomáticos.

El prurito puede tardar de 4 a 6 semanas en aparecer tras la primera infestación. La localización más frecuente son las regiones cerca de la nuca y en la coronilla.

Los piojos prefieren el pelo limpio al sucio y el liso al rizado. El piojo muerde y su saliva puede producir una respuesta inmune local que ocasiona el picor o la sensación de que “algo se me mueve en la cabeza”. 

Podremos visualizarlos mejor en mojado que en seco. 

Si descubrimos liendres o piojos debemos realizar el siguiente tratamiento;

 

  1. Tratamientos con PERMETRINA o lociones (cada proveedor tiene unas características y una manera propia de ser utilizado, leer etiquetado y seguir las instrucciones), son tratamientos libre de productos químicos que matan los piojos y liendres por asfixia. NO USAR de forma indiscriminada estos productos, ya que puede crear resistencias que obliguen a utilizar productos mas tóxicos o potentes. 
  1. Pasar la LIENDRERA, desde raíz a las puntas, con pelo húmedo y limpiando la liendrera con agua caliente cada vez que se pase. Se repetirá todas las veces que sean necesarias. La liendrera deberá ser metálica y de púas estrechas. Se volverá a repetir esta operación 12-14 horas después de la primera pasada. 
  1. Lavado de sabanas, peines, bufandas, gorros, gomas del pelo, cintas en agua caliente a 60ºC. Es útil añadir en último aclarado un poco de vinagre, así como planchar costuras y dobladillos a alta temperatura. 
  1. Repetir todo el proceso una semana después del primero o si sigue teniendo sintomas, para asegurar la eliminación total. sabanas, peines, bufandas, gorros, gomas del pelo, cintas en agua caliente a 60ºC. 

NOTA: PUEDEN ACUDIR AL COLEGIO AL DIA SIGUIENTE DE HABER REALIZADO LA LIMPIEZA

 PREVENCION y OTROS MEDIOS

 Existen también productos REPELENTES; champús, aceite de árbol de té, sprays, vinagres, que bien utilizados pueden ser útiles en la prevención. Tambien han creado también CENTROS ESPECIALIZADOS EN PEDICULOSIS, a los cuales podemos recurrir, en caso de no tener tiempo o no saber cómo gestionar la aparición de estos “bichitos” tan molestos.

 También se comercializan PEINES ELECTRICOS ANTIPIOJOS, que atacan tanto a liendres como piojos, sin necesidad de usar productos químicos, pero que están contraindicados en menores de 3 años.

 

Además de nuestra sombra, el teléfono móvil nos acompaña prácticamente en todas las circunstancias. Sin embargo, a veces no somos conscientes de la cantidad de microorganismos que se pueden acumular en ellos, pues se manipulan con los dedos y no siempre están limpios.

 El Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) en su guía para prevenir la propagación del coronavirus en los hogares y las comunidades residenciales, revela el móvil como una de las superficies de contacto más frecuente, y por tanto, un posible foco de infección. Si nos lavamos las manos, pero luego volvemos a tocarlo, estaremos de nuevo con estas, posiblemente infectadas.

Es importante que al igual que se debe extremar la higiene de manos y superficies, también se haga lo mismo con un objeto tan usado como es el teléfono móvil personal o de trabajo, así como el teléfono fijo, las tablets, los teclados del ordenador e incluso los mandos a distancia de la televisión. La idea es sencilla si tenemos las manos limpias, pero la realidad es que estos dispositivos no lo están, y el virus podría volver nuestras manos.

Últimas noticias

27 Noviembre 2020
27 Noviembre 2020
25 Noviembre 2020

Contacto

Colegio San Joaquín y Santa Ana

C/Santander Nº1

28804 Alcalá de Henares

E-mail colegio: colegio@colegiosanjoaquinysantaana.es

E-mail web:  info@colegiosanjoaquinysantaana.es

E-mail CV:  cv@colegiosanjoaquinysantaana.es

Localización